Consejos para redactar una web corporativa que funcione

redactar-web-corporativa

Redactar una web corporativa no es sencillo. Nos deja la misión de convencer a quien no nos conoce de que somos lo que busca. Casi nada, ¿eh? Para eso, debemos encontrar la manera de conectar con en el usuario y, lo más complicado, demostrarle que somos lo que necesita.

Los textos de nuestra página web pueden hacer que un negocio aumente o fracase de manera directa. Parece un motivo suficiente como para dedicarle tiempo y cariño, ¿verdad? Os dejamos algunos consejos para que los textos de tu web estén perfectos.

Tus textos venden. Tenlo claro. puedes aumentar tus ventas con las palabras, al igual que conseguir nuevos suscriptores, más visitas o nuevos contactos. No cometas el error de pensar que lo que dices es menos importante de lo que aparentas. Para conseguir unos buenos copys necesitas dedicarle el 100% de tu atención.

Destaca. Déjate de trámites; cuando creas que has terminado, dale una vuelta más. Tienes que sobresaltar sobre el resto, también con tus textos. Además, destaca lo más destacado del texto (así, en plan trabalenguas), es decir, que quede bien claro qué es lo más importante de todo lo que estás contando.

Y no, no todo es importante. Que tu negocio cierre los sábados es más interesante a que te traigan los embutidos de Salamanca.

Nunca olvides a Google. Enamorar a quien te lee es lo más importante, pero no lo lograrás si antes no cortejas al guapo buscador (y aunque no te parezca guapo, engáñale). Por eso, a la hora de crear tus textos ten siempre presente que hay que ofrecerle detallitos a Google; normalmente, le suelen gustar los estudios de keywords bien preparados, un par de paquetes de enlaces internos y mucho cuento: como 400 palabras estaría bien. Por supuesto, odia lo que a todos: que le engañen.

Adáptate a tu objetivo. Nunca lo pierdas de vista. No pidas nada que no sea prioritario. Si eres una tienda online, dinos que comprarte es lo mejor que nos puede pasar; después, demuestra por qué. Si eres un blog, ahórrate lo de enseñarnos lo guay y lo influencer que eres y céntrate en tener personalidad propia y crear interés. Nunca pierdas de vista lo que quieres conseguir con tus textos.

Sorprende. Innova. Inventa. Irrumpe. Impacta. Olvida las webs corporativas con su ‘Quiénes Somos’, ‘Dónde estamos’ y ‘Nuestros Servicios’. Deshazte de todo lo que conoces. Busca una manera diferente de expresar lo que eres, aunque seas lo de siempre. Razón de más. Ahí está el reto.

¿Qué otros consejos os parecen importantes para los textos corporativos?

¿Te ha gustado? ¡Compártelo! Tweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on FacebookPin on PinterestEmail this to someone
Opt In Image
¿Te ha gustado? ¡Tenemos Más!
Te lo mandamos a tu Email.