El 28 de enero de 2019 cumplimos cinco años. Aprovechando que pasamos a la adolescencia, queremos contarte toda nuestra historia: desde el complicado parto hasta la bonita infancia.

¿Has leído las partes anteriores?

El primer capítulo está aquí.
El segundo, aquí.
El tercero, aquí.

Lo mejor de toda esta serie es que no tiene un final. Así que lo que vas a leer ahora es el “continuará” después de todo el prólogo de Marketing Paradise. Ahora es cuando comienza la historia de verdad.

El siguiente capítulo de nuestro libro podría llamarse “crecimiento”. Ya tenemos una base sólida como para empezar a construir hacia arriba sin desmoronarnos. Por aterrizar tanta metáfora tontorrona, los puntos clave para los próximos 18-22 meses son:

1. Más y mejor servicio

Más clientes, más grandes, más interesantes, más retadores y con más resultados positivos. Es lo que tiene crecer, que a todo le pones el “más” delante.

Queremos mejorar nuestros procesos de trabajo, aumentar la eficiencia y aprender algunas ramas que menos hemos tocado hasta ahora.

Tenemos claro en dónde somos buenos, y eso no va a cambiar, pero sí que vamos a abrirnos paso en un par de caminos interesantes, hasta ahora sin explorar.

Para ello, nos vamos a subir nosotros mismos el listón, concretando claramente qué objetivo queremos lograr, en qué proyecto, quién es el responsable y cuánto tiempo hay para ello. Serán metas internas, alineadas con los retos del cliente, que nos ayudarán a no bajar nunca la guardia.

2. Más y mejor equipo

Hoy somos 7 guerreras/os, quizá dentro de poco ocho. Queremos que el punto uno funcione bien para que este también, y que sigan entrando paradisers a mejorar el servicio. Y queremos que las condiciones de los que ya estamos dentro también mejoren.

Siempre con la línea de flotación alta, para evitar dar marcha atrás en alguna decisión si llegan malas noticias, pero con la vista puesta en seguir invirtiendo en nosotros cada vez que entre un euro de más.

Como muestra, un botón: 2018 ha sido el año que más hemos facturado, y los socios hemos ganado menos que el año anterior, con el objetivo precisamente de tener más y mejor equipo.

3. Diremos (aún más) que NO

Seleccionaremos los proyectos que entren en base a los mismos criterios que hasta ahora, pero apretando un poco más las tuercas. Con la garantía de que podremos trabajar a gusto, con retos ambiciosos y planificaciones estables.

Todo lo que no sea esto, lo rechazaremos. Son decisiones que a la larga solo pueden traer cosas buenas, y evitarán que nos quememos con clientes tóxicos, nos desgastemos de intentar vender productos malos o nos arrepintamos de trabajar mucho en proyectos que no tienen fuerza para aguantar el medio plazo.

4. Trabajaremos nuestra marca

Esta serie ha sido solo el punto de partida del plan que estamos preparando para que a nivel de comunicación propia crezcamos mucho este año. Hay algunas ideas por mi cabecita muy chulas para hacer este año en cuanto a contenidos y redes sociales de la agencia.

Además, cuando hemos hecho algo lo hemos pasado muy bien, como con el vídeo de First Dates, así que tenemos que forzarnos a mejorar este aspecto.

También queremos aprovechar nuestra casa para sacar pecho de nuestro trabajo. Hemos conseguido resultados con algunos clientes de toma pan y moja, y quiero que presumamos de ello.

Aprovecho además para arriesgarme: prometo que va a merecer mucho la pena que nos sigas por todas las redes porque las vamos a cuidar como a niños pequeños. Y ojito también con el email, porque hay cosas que solo saldrán por ahí.

Por resumir, el objetivo principal de Marketing Paradise en el futuro es PETARLO.

 

Dentro de un año esta serie se actualizará, y te contaremos lo que ha sido nuestro 2019. Tienes un resumen a finales de cada semana en nuestro Instagram.