El poder del vídeo en el marketing de contenidos

video-marketing-contenidos

Marketing de contenidos y textos que vendan son lo mismo, pero se queda corto. Dentro de todos los formatos que se pueden emplear para este tipo de estrategias, seguramente el más poderoso sea el vídeo. Utilizar piezas audiovisuales en Internet suelen funcionar muy bien, pero si además sustituyen a un texto complicado, como un manual o una presentación corporativa, todo va mucho mejor.

¿Porqué usar vídeo en mi marketing de contenidos?

– YouTube, red de vídeos por excelencia, recibe cada mes 1 billón de usuarios únicos.
– El 64% de los profesionales del marketing esperan dominar la técnica del videomarketing cuanto antes.
– El número de vídeos que se comparten directamente desde el móvil ha crecido un 41% en los últimos 9 meses.
– Los vídeos consiguen aumentar el conocimiento del producto en un 74%.
– El usuario dedica unos 17 minutos de media a consumir vídeos online cada día.
– Se espera que en el 2017 el vídeo ocupe el 69% de todo el tráfico en Internet.

Ventajas del vídeo en una estrategia de marketing

– Recurso muy valioso para manuales, tutoriales, contenidos técnicos, etc.
– Favorece el posicionamiento SEO.
– Ayuda a que el usuario memorice.
– Fomenta la viralidad.
– Facilidad y bajo coste de producción. Formato accesible a todo tipo de empresas.
– Formato muy positivo para el branding.
-Consigue el doble de CTR en campañas de email marketing.

Cómo utilizar el vídeo en tu marketing de contenidos

Alinear vídeo y marca. Publica piezas que concuerden con tu empresa. Si eres una empresa seria, no tiene sentido producirlos con pajaritos verdes, El Fary de fondo y extractos de Gila como cierre. Debes transmitir tus valores y adoptar un estilo propio en todos los vídeos. Lanza contenido que esté totalmente relacionado con tu sector, que ofrezca algo diferente y que a la vez demuestre que tú eres diferente.

Nada mejor para enseñar tu producto. Que tu web deje claro que lo tuyo es bueno, bonito, eficaz, duradero, fiable y de calidad está muy bien. Así solo te quedará demostrarlo. No hay nada mejor que un vídeo para que el usuario pueda ‘acercarse’ a ello, meter la cabeza hasta el fondo en lo que vendes. Graba piezas que enseñen qué vendes y cómo funciona. En determinados sectores esta segunda parte es la importante.

Cuidado con la duración. Si vas a hablar sobre las migraciones sociales y sus consecuencias desde 1920 hasta la actualidad, a lo mejor necesitas un par de horas para explicarte correctamente. Ánimo. Sin embargo, si quieres hacer una review de algún producto, resumir las noticias de tu sector o hablar de algún evento donde habéis acudido, procura reducir al máximo el tiempo del vídeo.

Como siempre, sin importar los formatos ni cualquier otra cosa, lo más importante es que el contenido sea bueno.

¿Qué os parece el vídeo como vía de creación de contenido? ¿Lo usáis de manera habitual?

¿Te ha gustado? ¡Compártelo! Tweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on FacebookPin on PinterestEmail this to someone
Opt In Image
¿Te ha gustado? ¡Tenemos Más!
Te lo mandamos a tu Email.