Recursos del periodismo que funcionan en los blogs

recursos-periodismo-blogs

Artículos, entrevistas, reviews, reportajes, guías, historias… Son formatos típicos del periodismo, antiguo y actual. El mundo de los blogs también tiene mucho de ello, no solo por el gran número de periodistas que tienen uno, que trabajando escribiendo en alguno o que consideran el suyo como un ‘nuevo medio’.

También porque los blogs son una herramienta (más) de comunicación, y para gestionarlos vienen muy bien los comunicadores. Porque hay mucho de contar historias en blogs, cada vez más. Porque las entrevistas a los influencers salen mejor (entiéndase por ello con respuestas diferentes a ‘las redes sociales son imprescindibles’) si sabemos gestionar la conversación.

Por ello, hay algunas de estas herramientas y recursos típicos de esta rama de la comunicación que pueden venirnos muy bien para nuestro blog personal o de empresa. Aquí van algunas.

Secciones. No se entienda esto como una ‘categoría’ del blog sin más: redes sociales, perros, teléfonos móviles… Sino como algo diferente que realizamos periódicamente. Es decir, busquemos algo original dentro de nuestro sector y publiquemos algo sobre ello de manera periódica.

Lo importante es que siempre sea el mismo día de la semana y siempre pase el mismo tiempo entre las secciones. Con esto, conseguirás fidelizar a tus lectores, que sabrán cuándo y qué se encontrarán ese día en concreto. Lo importante es que esa nueva sección se diferencia de lo que publicas normalmente.

Actualidad. Lo más típico del periodismo, contar lo que va pasando. Nunca sobra una sección relacionada con las noticias del sector. No se trata de tratarlo como un periódico y dar información, sino de analizar lo nuevo, de manera rápida y en profundidad. Aplicar el newsjacking, buscar todas las consecuencias de la novedad… el clásico ‘darle una vuelta’ a lo que está pasando.

Contar historias. Esto nunca falla, y no ha cambiado. Todo sigue siendo narrar. Intenta que algunos de tus posts cuenten algo, tengan una historia detrás con un desenlace impactante y una introducción con gancho.

Darás frescura a tu blog y si lo haces con cariño verás cómo a la gente le gusta. Pueden ser cosas que pasan en la empresa, historias personales, recuerdos de cuando empezó el negocio… Por ejemplo, el caso de Daniel, despedido por culpa de su Twitter.

Entrevistas. Incluyan aquí también el guest blogging (las colaboraciones periodísticas de toda la vida). Pero cuidado, este tema tiene el peligro de que no aportes nada de valor. Asegúrate de entrevistar a alguien con objetivos claros, de saber qué temas quieres tratar y cuáles serían los más interesantes para tu audiencia.

Si hablas con un especialista en fisioterapia animal, no tiene sentido preguntarle sobre las migraciones de aves en el Pacífico Sur. A veces con el sentido común suele bastar. Y si se hace bien, puede dar un buen empujón a tu blog, sobre todo si el entrevistado se lo curra y te da visibilidad.

¿Qué más recursos del periodismo, clásico y digital, podríamos aprovechar para un blog?

¿Te ha gustado? ¡Compártelo! Tweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedInShare on FacebookPin on PinterestEmail this to someone
Opt In Image
¿Te ha gustado? ¡Tenemos Más!
Te lo mandamos a tu Email.